Goyo Larrazabal Loizaga

LEHENDAKARITZA Bakegintza eta Bizikidetzarako Idazkaritza Nagusia Bíktimen eta Giza Eskubideen Zuzendaritza

PRESIDENCIA Secretaría General para la Paz y la Convivencia Dirección de Víctimas y Derechos Humanos

 

Bakegintza eta Bizikiedetzarako Idazkaritza Nagusia

Biktimen eta Gin Eskubideen Zuzenciaritza

Ebazpena, 2015eko azaroaren 24koa, Biktimen eta Giza Eskubideen zuzendariarena, Goyo Larrazabal Loizaga jaun/andrea Euskal Autonomia Erkidegoan, 1960tik 1978ra bitartean, motibazio politikoko indarkerla-egoeran izandako giza eskubideen urraketen ondorioz sufrimendu bidegaboak jasandakoak biktimatzat altortzeko.

Ekainaren 12ko 107/2012 Dekretuaren bidez (urriaren 16ko 426/2013 Dekretuaren bitartez aldatua), Euskal Autonomia Erkidegoan, 1960tik 1978ra bitartean, motibazio politikoko indarkeria-egoeran izandako giza eskubideen urraketen ondorioz sufrimendu bidegabeak jasan zituzten biktimak aitortzeko eta biktima horiei ordainak emateko prozedura arautzen da.

Urriaren 16ko 426/2013 Dekretuaren bigarren xedapen iragankorrean ezartzen denez, Dekretua indarrean jartzen den egunaren aurretik ebatzi gabe geratu diren administrazio-espedienteak Dekretuan bertan ezarritakoaren arabera ebaluatu eta ebatziko dira.

Aurkezten diren eskabideei ebazpena emateko eskumena Biktimen eta Giza Eskubideen zuzendariarena da. urriaren 16ko 426/2013 Dekretuaren xedapen gehigarrian eta Lehendakaritzaren egitura organikoa eta funtzionala ezartzen duen apirilaren 9ko 187/2013 Dekretuaren 20.3 artikuluan xedatuta dagoenez.

Aipaturiko araudi horren babesean, eskabide bat aurkeztu zuen Goyo Larrazabal Loizaga jaun/andreak, 2013ko abenduaren 18an, eta Balorazio Batzordeak eskabidea aztertu zuen 2015eko azaroaren 17an. Hona hemen nor izan ziren batzordekideak:

  • Monika Hernando Porres

  • José Antonio Pérez Pérez

  • Alvaro Gil-Robles y Gil-Delgado

  • Carlos Martín Beristain –

  • Sabino Ormazabal Elola

  • Aintzane Ezenarro Egurbide

Balorazio Batzordeak 203 zenbakiko irizpena eman zuen (ebazpen honen eranskinean jasota dago).

Horiek horrela, eta Balorazio Batzordeak emandako arrazoibidea eta ebazpen-proposamena ikusita, honako hau.

EBAZTEN DUT: Lehenengoa: Sufrimendu bidegabeak jasandako biktimatzat aitortzea Goyo Larrazabal Loizaga jaun/andrea, ekainaren 12ko 107/2012 Dekretuan xedatutakoaren babesean.

Segundo: Ebazpen honen berri jakinaraztea Goyo Larrazabal Loizaga jaun/andreari.

Tercero: Ebazpen honek ez dio amaiera ematen administrazio-bideari, eta, beraren aurka, gora jotzeko errekurtsoa aurkeztu ahal izango da Bakegintza eta Bizikidetzarako ldazkaritza Nagusian, hilabete apean, Ebazpena jakinarazi eta hurrengo egunetik aurrera.

Vitoria-Gasteiz, 2015eko azaroaren 24a

GOBIERNO VASCO

PRESIDENCIA Secretaria General para la Paz y la Convivencia Di.rección de víctimas y Derechos Humanos.

Resolución de 24 de noviembre de 2015, de la Directora de Derechos Humanos, por reconoce la condición de Víctima de sufrimientos injustos como consecuencia de la vulneración de sus derechos humanos, producida entre los años 1960 y 1978 en el contexto do la violencia de motivación politica vivida en la Comunidad Autónoma del Pais Vasco, a D. Goyo Larrazabal Loizaga.

Por Decreto 107/2012, de 12 de junio, modificado por el Decreto 426/2013, de 16 de octubre, se regula el procedimiento para la declaración y reparación de las victimas de sufrimientos injustos como consecuencia de la vulneración de sus derechos humanos, producida entre los años 1960 y 1978, en el contexto de la violencia de motivación politica vivida en la Comunidad Autónoma del Pais Vasco.

Tal y como se establece en la Disposición Transitoria Segunda del Decreto 426/2013, de 16 de octubre, los expedientes administrativos no resueltos a la entrada en vigor este Decreto, se evaluarán y resolverán de conformidad con lo establecido en el mismo.

Asimismo, la competencia para reso’ver las solicitudes presentadas, corresponde a la Directora de Víctimas y Derechos Humanos, atendiendo a lo establecido en la Disposición Adicional del Decreto 426/2013, de 16 de octubre, y en el artículo 20.3 del Decreto 187/2013, de 9 de abril, por el que se establece la estructura orgánica y funcional de Lehendakaritza.

Presentada solicitud por D. Goyo Larrazabal Loizaga. con fecha 18 de diciembre de 2013, al amparo de lo establecido en la regulación mencionada, ésta fue analizada por la Comisión de Valoración reunida el 17 de noviembre de 2015, compuesta por:

  • Monika Hernando Porres

  • José Antonio Pérez Pérez

  • Alvaro Gil-Robles y Gil-Delgado

  • Carlos Martín Beristain

  • Sabino Ormazabal Elola

  • Aintzane Ezenarro Egurbide

La Comisión de Valoración emitió el Dictamen n° 203 que consta como anexo de esta Resolución.

A la vista de todo lo cual, y conforme a la argumentación y propuesta de resolución emitida por la Comisión de Valoración,

RESUELVO: Primero: Reconocer. al amparo de lo establecido en el Decreto 107/2012, de 12 de junio, la condición de víctima de sufrimientos injustos a D. Goyo Larrazabal Loizaga.

Segundo: Notificar la presente Resolución a D. Goyo Larrazabal Loizaga.

Tercero: Contra la presente Resolución, que no agota la vía administrativa, podrán las personas interesadas interponer Recurso de Alzada ante la Secretaria General de Paz y la Convivencia, en el plazo de un mes a partir del día siguiente al de su notificación.

Vitoria-Gasteiz, 24 de noviembre de 2015

fueron muy comunes, especialmente en aquellos casos relacionados con la pertenencia a organizaciones como ETA que pusieron en marcha una estrategia violenta, pero en realidad, estas prácticas afectaron también a otros muchos militantes de otras organizaciones alejadas de los métodos de este grupo.

La abundante bibliografía sobre los malos tratos practicados con los detenidos durante esta época ha sido corroborada por multitud de testimonios personales de las víctimas y permiten dibujar un retrato o al menos una aproximación muy plausible a la realidad.

Las primeras agresiones contra los sospechosos podían realizarse en el mismo momento de la detención, incluso sin que aquellos presentasen resistencia. El traslado hacia el centro de detención e interrogatorio, realizado en coches camuflados o en vehículos policiales, solía ser otro de los ámbitos donde los detenidos sufrían habitualmente el maltrato de la policía. Una vez trasladado a comisaría el detenido era normalmente interrogado por un comisario o por un miembro de la Brigada Político Social. La parte más dura de estos interrogatorios se producía cuando los detenidos no “colaboraban” con la policía, es decir, cuando estando o no implicados en las acciones de las que se les acusaban, no facilitaban la información que se les requería. En otros casos conocidos por esta Comisión, estas detenciones fueron acciones indiscriminadas o incluso formas de castigo. Frecuentemente se aislaba a los detenidos y se les encerraba en las celdas con la luz encendida para impedir que conciliasen el sueño. Cuando exhaustos lograban por fin dormir eran despertados a gritos y trasladados a otra sala por funcionarios de la policía. Podían ser desnudados, obligados a hacer flexiones o a realizar cualquier ejercicio que buscaba normalmente agotar a los detenidos y socavar su voluntad. Durante estos encierros solían ser amenazados, incluso con la muerte. A menudo también eran amenazados con detener a sus familiares más directos o simulaban su detención. Si la policía seguía sin obtener resultados, podían ser sometidos a duras rondas de “interrogatorios” por parte de diversos miembros de las fuerzas de seguridad.

En muchos casos los detenidos fueron sometidos a torturas más brutales y sofisticadas, practicando la bañera, asfixiándoles con una bolsa de plástico, golpeándoles con otra serie de objetos, simulando la ejecución con un disparo en la cabeza o amenazando con llevarles a un descampado y acabar con su vida. En el caso de que los detenidos se atrevieran a denunciar estos malos tratos y torturas ante un juez cuando eran llevados ante su presencia, el magistrado ignoraba estas declaraciones sin investigarlas. Este fue el estado de abuso e indefensión en que se movieron muchos de los detenidos por cuestiones relacionadas con la pertenencia a diversas organizaciones políticas y sindicales.

Es precisamente en este contexto donde se inscribe el caso de Goyo Lanazabal, detenido en 1972 y en 1975, es decir, a lo largo de un periodo especialmente convulso, donde se estaba produciendo una reorganización de los grupos, partidos y sindicatos que trabajaban en la clandestinidad en el País Vasco. En aquel periodo se incrementaron las protestas políticas y sociales contra la dura situación que se vivía en el final de dictadura franquista, marcada, entre otras cuestiones, por un recrudecimiento de la represión.

2°) Tras realizar una valoración ponderada, razonable y contrastada de los diversos elementos probatorios obrantes en el expediente, la Comisión ha llegado a la conclusión de lo que aconteció a Goyo Larrazabal :

Goyo nació en Sestao en el año 1948. Vivió allí hasta los 9 años y posteriormente en Barakaldo.

Tenía 15 años cuando comenzó a trabajar en la empresa Babcok Wilcox, al mismo tiempo que realizaba sus estudios de sociología en la universidad. Su familia era nacionalista, con conciencia obrera y opuestos al régimen. Todo esto motivó que con una edad muy temprana comenzara a organizarse sindicalmente.

Su participación en sindicatos y en otros movimientos sociales, le acarrearon diferentes detenciones y la apertura de varias causas judiciales.

Concretamente en 1972, se encontraba distribuyendo propaganda de EGI, en el casco viejo de Bilbao, cuando fue detenido por la Brigada Político Social. Le llevaron a la comisaría de Indautxu, donde permaneció tres días detenido durante los cuales fue golpeado por cuatro policías que le propinaron varias palizas. Según su propio testimonio, “fue una detención de golpes, no de torturas sistemáticas”, en las que los policías querían saber quiénes eran sus contactos y con quiénes se relacionaba. Como consecuencia de los golpes recibidos en los oídos, Goyo perdió temporalmente la audición y señala que desde entonces tiene problemas en su oído izquierdo. En ese momento Goyo Larrazabal no denunció lo ocurrido.

Esta detención fue objeto del Sumario número 281/1972, por el Tribunal de Orden Público (TOP) y se emitió sentencia en la que resultó condenado por asociación ilícita y propaganda ilegal a 4 años de arresto mayor y 1 año de prisión menor.

Posteriormente, en diciembre de 1972, Goyo dio cobijo a dos fugados de la policía, a petición de un cura de Barakaldo y como consecuencia de ello, fue detenido de nuevo. En esta ocasión le llevaron directamente a la cárcel de Basauri y no fue objeto de torturas ni malos tratos. Por estos hechos fue condenado a un año de prisión por sentencia del TOP (sumario 281/1972).

El 4 de mayo de 1975, fue detenido en su casa y llevado a la Jefatura de Indautxu. Según parece, la Policía había detenido a alguien con propaganda proporcionada por el propio Goyo. En esta ocasión permaneció 17 días en comisaría, en los que además de ser golpeado en numerosas ocasiones con varios objetos, le hacían caminar con los brazos atados en la espalda y en cuclillas. Como consecuencia de las torturas tuvo hematomas por todo su cuerpo y principalmente en los muslos, en los últimos días de la detención estuvieron aplicándole un tratamiento para disminuir los hematomas.

Durante esta detención compartió celda con Tasio Erkizia, al cual Goyo también vio completamente amoratado como consecuencia de los golpes que le propinaban.

En esta segunda ocasión sí interpuso denuncia en el Juzgado por los malos tratos recibidos, aunque su denuncia no tuvo ningún seguimiento.

De la Comisaría de lndautxu le llevaron a la cárcel de Basauri, pero posteriormente lo trasladaron a Madrid.

Esta detención también fue objeto de sumario 618/1975, y el TOP emitió sentencia en la que Goyo fue condenado por asociación ilícita con la agravante de resistencia a cinco años de prisión menor.

En agosto de 1976 Goyo abandonó el Centro Penitenciario corno consecuencia del Decreto-Ley de Amnistía de 30 de julio de 1976.

Las secuelas que le han quedado de aquellas detenciones han sido-la pérdida de audición en el oído izquierdo, mientras “ha sabido superar todo lo demás”.

Actualmente le gustaría “un poco de justicia histórica, quisiera recuperar el relato y que la gente joven conozca lo ocurrido”.

En este sentido, la Comisión desea que, en cumplimiento del deber de memoria, este Dictamen se considere como la constatación de las circunstancias en que se produjo la agresión a Goyo Larrazabal Loizaga y el reconocimiento del sufrimiento padecido por él y su familia.

III.- CONCLUSIONES

1°) El relato recogido en el apartado anterior, ocurrido en diferentes momentos, 1972 y 1975, contiene a juicio de esta Comisión de Valoración, todos los criterios necesarios y suficientes para considerar debidamente cumplidos los requisitos, tanto formales como de fondo, exigidos por el articulado del Decreto 107/2012, en orden a considerar a D. Goyo Larrazabal Loizaga como víctima de violación de derechos humanos.

2°) La Comisión, tras analizar los documentos y el contexto en que se produjeron las detenciones, y escuchar el testimonio de la víctima, ha llegado a la convicción de que D. Goyo Larrazabal Loizaga fue detenido en 1972 y 1975, siendo víctima de malos tratos y torturas.

Esta convicción de la Comisión se ha formado valorando además:

  • La coherencia interna del testimonio, es decir, la coherencia de los hechos, circunstancias e impactos que se señalan, incluyendo detalles significativos que contribuyen a ello, y el análisis de la documentación de la época.

  • La coherencia externa, es decir, la relación de los hechos con el contexto, con las circunstancias que se dieron, la tipología de las detenciones y de los malos tratos y torturas en diferentes épocas, y con otras fuentes secundarias., D. Goyo Larrazabal Loizaga fue detenido en 1972 y 1975, siendo víctima de malos tratos y torturas.

3°) Goyo Larrazabal ha podido recuperarse de la mayor parte de las consecuencias sufridas por esos hechos. Sin embargo, señala la pérdida de audición en oído izquierdo como secuela de la tortura. Dicha lesión no ha podido ser valorada debido a la ausencia de estudios médicos que le han sido requeridos para ser incorporados a esta evaluación. Esto no significa de ninguna manera minimizar la gravedad de las torturas a las que fue sometido. Ante ello, esta Comisión considera necesario establecer disposiciones normativas adecuadas para un reconocimiento más integral, incluyendo una indemnización por las torturas sufridas -por la gravedad de los hechos- para casos como el de Goyo Larrazabal Loizaga y similares.

En conclusión, esta Comisión de Valoración,

ACUERDA

Proponer por unanimidad el reconocimiento de D. Goyo Larrazabal Loizaga como víctima de vulneración de sus derechos humanos, producida en el contexto de la violencia de motivación política vivida en la Comunidad Autónoma del País Vasco en el periodo comprendido entre el 1 de enero de 1960 y el 28 de diciembre de 1978, en relación con los hechos padecidos por él en 1972 y 1975, refiere una lesión en oído izquierdo como consecuencia de la tortura, que necesita ser valorada. La ausencia en el expediente de estudios médicos que le han sido requeridos para ser incorporados a esta evaluación no permite a esta Comisión fijar medida indemnizatoria en el marco de lo establecido en el Decreto 107/2012. Sin embargo, la comisión insta al gobierno y las instituciones a que casos como este tengan una cobertura legal adecuada en la futura legislación sobre víctimas de violaciones de derechos humanos, de acuerdo a la gravedad de los hechos sufridos.

Asimismo, la Comisión recomienda al Gobierno Vasco y al Parlamento Vasco la consideración del deber de memoria y la inclusión de D. Goyo Larrazabal Loizaga en actividades colectivas de reconocimiento de su condición de víctima, y de la injusticia del sufrimiento padecido en la detención sufrida en 1972 y 1975. Igualmente recomienda al Gobierno Vasco y al Parlamento Vasco que se dirijan a las instituciones del Estado en idéntico sentido, habida cuenta la responsabilidad de los cuerpos y fuerzas de seguridad del mismo en los hechos analizados.

En Vitoria-Gasteiz, a 17 de noviembre de 2015

Bakegintza eta Bizikiedetzarako Idazkaritza Nagusia

Biktimen eta Gin Eskubideen Zuzenciaritza

Ebazpena, 2015eko azaroaren 24koa, Biktimen eta Giza Eskubideen zuzendariarena, Goyo Larrazabal Loizaga jaun/andrea Euskal Autonomia Erkidegoan, 1960tik 1978ra bitartean, motibazio politikoko indarkerla-egoeran izandako giza eskubideen urraketen ondorioz sufrimendu bidegaboak jasandakoak biktimatzat altortzeko.

Ekainaren 12ko 107/2012 Dekretuaren bidez (urriaren 16ko 426/2013 Dekretuaren bitartez aldatua), Euskal Autonomia Erkidegoan, 1960tik 1978ra bitartean, motibazio politikoko indarkeria-egoeran izandako giza eskubideen urraketen ondorioz sufrimendu bidegabeak jasan zituzten biktimak aitortzeko eta biktima horiei ordainak emateko prozedura arautzen da.

Urriaren 16ko 426/2013 Dekretuaren bigarren xedapen iragankorrean ezartzen denez, Dekretua indarrean jartzen den egunaren aurretik ebatzi gabe geratu diren administrazio-espedienteak Dekretuan bertan ezarritakoaren arabera ebaluatu eta ebatziko dira.

Aurkezten diren eskabideei ebazpena emateko eskumena Biktimen eta Giza Eskubideen zuzendariarena da. urriaren 16ko 426/2013 Dekretuaren xedapen gehigarrian eta Lehendakaritzaren egitura organikoa eta funtzionala ezartzen duen apirilaren 9ko 187/2013 Dekretuaren 20.3 artikuluan xedatuta dagoenez.

Aipaturiko araudi horren babesean, eskabide bat aurkeztu zuen Goyo Larrazabal Loizaga jaun/andreak, 2013ko abenduaren 18an, eta Balorazio Batzordeak eskabidea aztertu zuen 2015eko azaroaren 17an. Hona hemen nor izan ziren batzordekideak:

  • Monika Hernando Porres

  • José Antonio Pérez Pérez

  • Alvaro Gil-Robles y Gil-Delgado

  • Carlos Martín Beristain –

  • Sabino Ormazabal Elola

  • Aintzane Ezenarro Egurbide

Balorazio Batzordeak 203 zenbakiko irizpena eman zuen (ebazpen honen eranskinean jasota dago).

Horiek horrela, eta Balorazio Batzordeak emandako arrazoibidea eta ebazpen-proposamena ikusita, honako hau.

EBAZTEN DUT: Lehenengoa: Sufrimendu bidegabeak jasandako biktimatzat aitortzea Goyo Larrazabal Loizaga jaun/andrea, ekainaren 12ko 107/2012 Dekretuan xedatutakoaren babesean.

Segundo: Ebazpen honen berri jakinaraztea Goyo Larrazabal Loizaga jaun/andreari.

Tercero: Ebazpen honek ez dio amaiera ematen administrazio-bideari, eta, beraren aurka, gora jotzeko errekurtsoa aurkeztu ahal izango da Bakegintza eta Bizikidetzarako ldazkaritza Nagusian, hilabete apean, Ebazpena jakinarazi eta hurrengo egunetik aurrera.

Vitoria-Gasteiz, 2015eko azaroaren 24a

GOBIERNO VASCO

PRESIDENCIA Secretaria General para la Paz y la Convivencia Di.rección de víctimas y Derechos Humanos.

Resolución de 24 de noviembre de 2015, de la Directora de Derechos Humanos, por reconoce la condición de Víctima de sufrimientos injustos como consecuencia de la vulneración de sus derechos humanos, producida entre los años 1960 y 1978 en el contexto do la violencia de motivación politica vivida en la Comunidad Autónoma del Pais Vasco, a D. Goyo Larrazabal Loizaga.

Por Decreto 107/2012, de 12 de junio, modificado por el Decreto 426/2013, de 16 de octubre, se regula el procedimiento para la declaración y reparación de las victimas de sufrimientos injustos como consecuencia de la vulneración de sus derechos humanos, producida entre los años 1960 y 1978, en el contexto de la violencia de motivación politica vivida en la Comunidad Autónoma del Pais Vasco.

Tal y como se establece en la Disposición Transitoria Segunda del Decreto 426/2013, de 16 de octubre, los expedientes administrativos no resueltos a la entrada en vigor este Decreto, se evaluarán y resolverán de conformidad con lo establecido en el mismo.

Asimismo, la competencia para reso’ver las solicitudes presentadas, corresponde a la Directora de Víctimas y Derechos Humanos, atendiendo a lo establecido en la Disposición Adicional del Decreto 426/2013, de 16 de octubre, y en el artículo 20.3 del Decreto 187/2013, de 9 de abril, por el que se establece la estructura orgánica y funcional de Lehendakaritza.

Presentada solicitud por D. Goyo Larrazabal Loizaga. con fecha 18 de diciembre de 2013, al amparo de lo establecido en la regulación mencionada, ésta fue analizada por la Comisión de Valoración reunida el 17 de noviembre de 2015, compuesta por:

  • Monika Hernando Porres

  • José Antonio Pérez Pérez

  • Alvaro Gil-Robles y Gil-Delgado

  • Carlos Martín Beristain

  • Sabino Ormazabal Elola

  • Aintzane Ezenarro Egurbide

La Comisión de Valoración emitió el Dictamen n° 203 que consta como anexo de esta Resolución.

A la vista de todo lo cual, y conforme a la argumentación y propuesta de resolución emitida por la Comisión de Valoración,

RESUELVO: Primero: Reconocer. al amparo de lo establecido en el Decreto 107/2012, de 12 de junio, la condición de víctima de sufrimientos injustos a D. Goyo Larrazabal Loizaga.

Segundo: Notificar la presente Resolución a D. Goyo Larrazabal Loizaga.

Tercero: Contra la presente Resolución, que no agota la vía administrativa, podrán las personas interesadas interponer Recurso de Alzada ante la Secretaria General de Paz y la Convivencia, en el plazo de un mes a partir del día siguiente al de su notificación.

Vitoria-Gasteiz, 24 de noviembre de 2015